• +86 773 2303067


Comida tipica china - Soberbia pericia de chefs chinos

    comida tipica china:color, aroma, gusto y forma de los platosLa cocina china le da una importancia simbólica a la idea de elaborar los platos a mano y ésta es una de las razones de la calidad de su cocina. A veces, estar en torno a la comida permite disfrutar de una representación casi acrobática. Por ejemplo, cortar los tallarines frescos, una especialidad de la provincia de Shanxi, se realiza con un estilo acrobático: el cocinero permanece de pie a un metro del wok, en el que ya hay agua hirviendo; sostiene un trozo de masa con su brazo y toma un cuchillo afilado en la mano y va cortando la masa en piezas finas lanzándolas directamente al agua. Cualquier persona que sea testigo de esta escena la primera vez quedará fascinado por la soberbia pericia del cocinero, tanto que puede incluso olvidarse de comer. Y aún resulta más interesante saber que antaño los cocineros solían poner la masa sobre su cabeza y usaban dos cuchillos en lugar de uno para cortar los tallarines; lo que debió resultar incluso más acrobático que el método actual.
    Los tallarines dandan de SichuanLos tallarines dandan de Sichuan, de forma semejante a los de Shanxi, son la comida básica para la gente corriente. Los tallarines dandan se preparan con ingenio, pues se les añaden una salsa especial de aceite de sésamo, aceite de chile, aceite de ceniza de picante, aceite de mostaza, aceite de ajos, aceite de hinojo, y grasa de pollo, además de las puntas tiernas de vainas de guisantes, cebollas ver des troceadas y brotes de soja. Los tallarines dandan solían ofrecerlos los ven dedores ambulantes que llevaban tabletas de madera para atraer a los clientes. Con sólo escuchar aquel sonido familiar, una estrategia para capar la atención, la gente se arremolinaba en tomo a ellos. Hay quien afirma que la sabiduría culinaria de la gente de Sichuan está toda concentrada en un cuenco de tallarines dandan.

    Los chinos son muy exigentes en lo que respecta al color, aroma, gusto y forma de los platos. Un perfecto ejemplo que refleja muy bien esos cuatro aspectos es el pato laqueado de Beijing preparado por el restaurante Quanjude. Como especialidad reconocida, con una historia de casi 150 años, el pato laqueado es actualmente famoso en todo el mundo. Preparar un pato laqueado de calidad supone un proceso largo y complicado de muchos pasos, desde la selección del pato al principio, hasta el momento final de servirlo en los platos. Cada paso es cuidadosamente ejecutado para garantizar que el pato quede con un aspecto brillante, un color rojo el pato laqueado de Beijingazufaifo, aromático y caliente, y que desprenda un ligero vapor al ser servido. En el restaurante, los patos se asan por orden de los comensales. Cuando el pato está listo, se coloca en una gran bandeja en un carro de cocina y se lleva ante ellos, allí delante el chef va cortando su carne tierna y jugosa en láminas, cada pieza con un trozo de piel crujiente. Se sumergen las láminas en una salsa dulce elaborada con harina fermentada; después se envuelve la carne con cebolleta en una torta fina y sólo entonces está listo para ser saboreado. Los huesos del pato se asan para elaborar una sopa deliciosa de un color blanco crema. Ir a un restaurante de pato laqueado con amigos garantiza gozar, acompañando a la bebida, de aperitivos preparados con sus alas, patas, corazón e hígado; todo va bien con el vino, y hace de la cena un banquete inolvidable compuesto únicamente de pato.

    Top