• +86 773 2303067


Guía Yangzhou: Viaje al hermoso espectáculo de la primavera

    puente en el pequeño lago oeste, viaje a YangzhouYangzhou es una ciudad que posee una historia de 2.500 años. Al este de Yangzhou se encuentra el mar Amarillo; al sur, el río Yangtze; y al norte, el río Huai. El Gran Canal atraviesa el centro de la ciudad, que es un punto estratégico para el transporte de granos entre el norte y el sur de China. Debido a esta ubicación, Yangzhou era una ciudad próspera. Durante el reinado del emperador Kangxi (1662-1722) durante la dinastía Qing, era uno de los centros urbanos del mundo con una población por encima de los 500.000 habitantes. Históricamente, este es el centro de distribución de sal y granos en China. En el pasado, artículos entre los que se incluían hojas de té, maderas y sal eran transportados a Yangzhou a través del Gran Canal. Hoy en día, el Gran Canal todavía conecta Yangzhou con el río Yangtze.

    Vida y tradiciones, lago y jardines de  Yangzhou

    Sin embargo, ya no se realiza dicho transporte. En cambio, se emplea en el transporte de materiales para la construcción como arena y cemento. El desarrollo económico en las regiones del delta del Yangtze ha facilitado contactos entre Jiangsu, Zhejiang y Shanghái. El Gran Canal contribuye al flujo de la producción y a la información diaria de todas estas ciudades a lo largo del canal.
    Durante las estaciones de mayor tráfico, las barcazas que transportan arena y cemento a estas ciudades pueden verse alineadas en el canal, y en ocasiones se producen atascos.
    Aparte de estas actividades en el canal, el nivel de vida en la ciudad ha mejorado de manera significativa, y refleja la prosperidad del pasado. Desde la antigüedad, los comerciantes que se establecían en Yangzhou comerciaban con sal, y también se involucraban en el negocio hipotecario, lo que generaba una enorme riqueza para estas personas. Ellas construyeron lujosos parques y jardines, que se conocían como puntos de reunión donde estos comerciantes de sal entretenían a afamados huéspedes de los círculos literarios y las artes de China.
    El éxito financiero de estos comerciantes se reflejaba con frecuencia en su respeto y gusto por las artes. En los jardines que construían, las artes tradicionales chinas como la música, la pintura y la literatura se integraban a la arquitectura. Durante la dinastía Qing, los emperadores Kangxi y Qianlong quedaron impresionados por los parques y jardines de Yangzhou. Posteriormente, las personas adineradas de la ciudad rivalizaron para crear los jardines más vistosos del mundo. Debido a este fenómeno, la ciudad ganó fama de tener los mejores jardines del orbe, y se convirtió en el lugar de reunión para lo mejor de la intelectualidad del país.
    Uno de los lugares paisajísticos claves de China es el Pequeño Lago Oeste de Yangzhou, o Shou Xihu, un parque representativo de la ciudad. El jardín del lago se construyó en las dinastías del Norte y del Sur, y para el período de la dinastía Qing ya poseía una enorme escala. Las diversas construcciones dentro del parque son similares al estilo del Lago Oeste (Xihu) en Hangzhou pero menores en tamaño, de ahí su nombre: Pequeño Lago Oeste. El parque del lago está decorado con hermosos puentes, islas, terraplenes y jardines. Los colores de las relucientes aguas del estrecho lago, que es de una longitud inferior a los 5 kilómetros, cambian constantemente. En ambas orillas de los lagos existen varios sitios paisajísticos como el Jardín Xu y el Pequeño Jardín de la Colina. En las orillas de los lagos hay sauces llorones que añaden un toque romántico al parque. El terraplén es un lugar ideal para observar la belleza de la primavera. Todo el escenario del parque es como una pintura que cobra vida.
    La calma y las cualidades relajantes de estos jardines botánicos en Yangzhou se han extendido al estilo de vida de las personas en la localidad. Los baños y la pedicura se han convertido en unas de las importantes y únicas atracciones para los turistas que andan en busca de unas vacaciones relajantes. Un gran número de estos, después de una exhaustiva búsqueda, saben que tomar un baño y recibir los cuidados de un pedicuro en Yangzhou es una experiencia deliciosa. Las casas de baños son parte de la tradición folclórica de la ciudad.
    Otra tradición del lugar es beber té por la mañana, comer bocadillos típicos de la ciudad y tomar un baño por la noche cuando uno viaje a Yangzhou. Sus habitantes no solo disfrutan bañándose, también son muy habilidosos al hacerlo, hasta el punto que lo consideran un arte. Al entrar en las viejas casas de baños, al instante se percibe los encantos de los buenos tiempos del pasado. Tales sitios son tan populares que muchos visitantes de Yangzhou van derechos a estas, en lugar de a los hoteles. Lo mismo sucede con los pedicuros locales, y más que una habilidad, también lo han convertido en una forma de arte de la cultura de Yangzhou.

    Top