• +86 773 2303067


Templo de Yonghe (Templo de Lamas)

    templo de yongheEl Templo de Yonghe,también conocido com el Templo Lama es una isla de budismo en el corazón de la selva de hormigón. Monjes con túnicas del color del vino viven, estudian y rezan en estos placenteros jardines y salas. Decorado con delicados pergaminos y enormes iconos, sus edificios contienen una mezcla de estilos arquitectónicos tibetanos, mongoles y chinos han. El Templo de Yonghe es un sitio tranquilo, excepto durante el Festival de la Primavera (el año nuevo chino) cuando da la impresión que todos los budistas de la China se amontonan en sus altares para quemar manojos de incienso y rezar por la buena fortuna.

    Este recinto fue originalmente construido para el Príncipe Yin Zhen quién residió aquí hasta 1723, cuando se trasladó a la Ciudad Prohibida para convertirse en el Emperador Yongzheng. Después de su muerte, su devoto hijo, el Emperador Qianlong, convirtió el sitio en una lamasería budista de la secta del Gorro Amarillo, una secta principalmente asociada con el Tíbet.

    Un caminillo sigue de la taquilla de entrada a través del jardín y varias arcadas hasta los templos. Después de pasar por la puerta al final del jardín, los visitantes verán la pequeña Torre de la Campana a la derecha, y la Torre del Tambor a la izquierda. Delante está la primera de cinco salas de adoración, la Sala de los Dioses Celestes que contiene una gran estatua de Maitreiya, el Futuro Buda con los cuatro Dioses Celestes al lado. En el patio detrás de la sala hay un estanque con un mándala de bronce representando el paraíso budista. Al lado está la Sala de la Armonía, donde hay varias ruedas de oración y huelas del Pasado, Presente y Futuro, flanqueados por estatuas de 18 arhats, “santos” budistas que han alcanzado a Nirvana pero que han vuelto para ayudar a oíros. Previamente la sala de estar del futuro emperador, la Sala de la Bendición Eterna aloja estatuas del Buda de la Longevidad y el Buda de la Medicina, a quienes los creyentes suplican largas vidas y buena salud.

    La cuarta sala, la Sala de la Rueda de la Ley es donde los monjes estudian las escrituras y rezan en la presencia de la estatua de 12m de altura de Tsong Khapa, el fundador de la secta del Gorro Amarillo. Deitrás de esta estatua hay una escultura de una colina donde hay 500 arhats de pie hechos detemplo de yonghe oro, plata, cobre y latón. Adornando las paredes del este y oeste se encuentran elegantes frescos iluslrando la vida de Buda y en el oeste del edificio hay un mándala poco visto de arena conservado bajo cristal. Lo mejor del Templo de Yonghe le espera en el Pabellón de las 10.000 Bendiciones, la última y más alta sala de culto. Dentro hay una extraordinaria estatua de un Buda erguido, que mide I8m de alto, y con unos 8 metros más que se hunden bajo tierra, tallado de un sólo árbol de sándalo tibetano. Bufandas de oración de raso fluyen de sus gigantescas manos.

    Volviendo hacia la entrada, es interesante pararse a mirar las salas pequeñas que flanquean las salas centrales, algunas de las cuales contienen divinidades budistas tibetanas cubiertas con bufandas que ocultan sus abrazos apasionados. El Templo de Confucio está a poco camino de la entrada principal.

     Pabellón Wanfu

     El último de los cinco salones principales, el pabellón Wanfu 万福阁 alberga una espléndida estatua de 18m del buda Maitreya en su representación tibetana, esculpida. Detrás está la cúpula de Avalokiteshvar, con una estatua de Guanyin con la cara azul.

     

    Top